Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Toledo solicitará al Gobierno central la revisión catastral de sus inmuebles porque la anterior se hizo en plena burbuja

El alcalde de Toledo, Emiliano García-Page, ha anunciado que solicitará al Gobierno central la revisión catastral de todos los inmuebles de la ciudad.
García-Page considera que "es de justicia" puesto que la última revisión se realizó con un Plan de Ordenación Municipal recién aprobado y en pleno 'boom' inmobiliario.
Las revisiones catastrales se realizan obligatoriamente por el Gobierno de España cada diez años pero los ayuntamientos tienen la potestad de solicitar dicha revisión una vez que han transcurrido 5 años desde la última realizada, según ha informado el Ayuntamiento.
Así, el alcalde toledano ha explicado a los medios que esta revisión se solicitará a finales de este mes o a principios de septiembre con el objetivo de "ajustar el valor de los inmuebles al mercado de hoy", que es "infinitamente inferior al valor de cuando se hizo la anterior revisión en plena burbuja inmobiliaria".
"Las casas de todos y los inmuebles de todos se han valorado en un momento de boom inmobiliario con un valor muy alto, y eso repercute en el Impuesto de Patrimonio, en todas las declaraciones fiscales y en el Impuesto de Bienes e Inmuebles (IBI) de todos los ciudadanos", ha admitido.
En este sentido, el regidor capitalino ha señalado que es "bastante injusto e inmoral" que miles y miles de personas en Toledo paguen más IBI", y ha precisado que el objetivo del equipo de Gobierno para la próxima legislatura es "mantener la presión fiscal sobre el IBI de una manera estable para todos los toledanos".
ESTUDIO DE MERCADO
Así las cosas, García-Page ha explicado que esta valoración catastral que va a solicitar a la Junta consiste en un estudio de mercado de todos los bienes e inmuebles de la ciudad, a los que "posteriormente se les da un valor que los ciudadanos pueden alegar, discutir o no discutir".
Para ello, "es necesario que se movilicen oficinas y personal y que se hagan encuestas por todos los barrios", entre otras actuaciones, ha dicho García-Page, que ha precisado que el Consistorio lo va a solicitar ya para que se hagan los trabajos previos con el catastro, pues el plazo comienza a contar desde el uno de enero del año 2013.
"Esperemos que el Gobierno de España nos conceda esta solicitud porque sería de justicia", ha aseverado García-Page.
Preguntado por las declaraciones del edil del PP José López Gamarra, que este jueves acusaba el alcalde de "aparcar" la revisión del IBI porque el Ayuntamiento perdía dinero, el alcalde ha manifestado que "manda narices que los concejales y el partido que han hecho que la gente pague más por los terrenos e inmuebles se ponga exigente con el Ayuntamiento de Toledo".