Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El nuevo Plan Prepara tendrá en cuenta el colchón familiar para conceder los 400 euros

La ministra de Empleo, Fátima Báñez, ha explicado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros que el Nuevo Plan Prepara para el Empleo tendrá en cuenta la “renta familiar, no solo de los descendientes, sino también de los ascendientes”. El objetivo, en palabras de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría es que nadie que tenga apuros para vivir, se quede sin la asistencia del estado”. Igualmente se ha aprobado que los parados de larga duración sin otros ingresos y con al menos tres personas a su cargo reciban 450 euros, en lugar de 400.

Fátima Báñez ha explicado que con los cambios introducidos en el Nuevo Plan Prepara para el Empleo, una familia de cuatro miembros con unos padres que cobran 8.000 euros al mes y dos hijos parados de larga duración, estos pierden el derecho a la ayuda de 400 euros. En cambio, una familia formada por dos abuelos con ingresos mensuales de 900 euros, una madre sin empleo y un hijo que cobra 1.000 euros al mes, la mujer si sería beneficiaria del plan prepara.
La ministra de empleo, Fátima Báñez, considera el nuevo sistema "más equitativo y justo". Para beneficiarse del Plan Prepara, los solicitantes deben estar inscritos como demandantes de empleo y carecer de rentas de cualquier naturaleza superiores en cómputo mensual al 75% del salario mínimo interprofesional (SMI), excluida la parte proporcional de dos pagas extraordinarias. Tampoco se podrá recibir ninguna otra ayuda de ninguna otra administración.
Otra de las principales novedades de la reforma de este plan es que la ayuda de 400 euros mensuales pasará a ser de 450 euros en aquellos casos en los que los beneficiarios tengan a su cargo a dos miembros de la unidad familiar, además de a su cónyuge o pareja de hecho.
Para el resto de los desempleados, la ayuda será de 400 euros mensuales y en ambos casos la duración máxima será de seis meses. Los que actualmente están cobrando la ayuda no se verán afectados por las modificaciones aprobadas este viernes por el Gobierno.
Para el Gobierno el objetivo de este plan debe ser "un camino a la entrada de verdad en el mercado del trabajo". Así la ministra de Empleo ha señalado que hasta ahora el 70% de los beneficiarios no pudieron volver al mercado de trabajo, solo 18% de todos los insertados han trabajado más de dos meses y solo el 0,95% de los contratados han sido indefinidos.