Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El magistrado de Talavera multado por el CGPJ dice que buscan deslegitimarle tras denunciar corrupción en el organismo

El titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Talavera de la Reina (Toledo), Fernando Presencia Crespo, multado por la Comisión Disciplinaria del CGPJ, ha criticado que el organismo haya "filtrado" una sanción que no es firme, ya que tiene derecho de recurso, y denuncia a que atiende a un objetivo de "deslegitimación" después de que él denunciara una "trama de tráfico de méritos" en el CGPJ.
El CGPJ impuso a Presencia una multa de 2.000 euros por ausentarse sin permiso para asistir a la vista de su divorcio en Valencia, lo que obligó a la suspensión de cinco juicios civiles señalados para ese día.
El magistrado ha explicado a Europa Press, que en esta decisión del CGPJ la relación entre la sanción y su denuncia "es más que evidente" y ha asegurado que recurrirá a la misma.
Así, a través de una nota, ha apuntado que la "verdadera razón" por la que el acuerdo de sanción fue adoptado es la denuncia que hizo pública para que se investigara al Vocal del CGPJ, Juan Martínez Moya, y a quienes resultaran responsables, de una "trama de tráfico de méritos", un hecho que, según Presencia, también ha sido denunciado por Manos Limpias.
Concretamente, el magistrado señala la existencia de una "bolsa" de "méritos" --falsos o "recibidos en préstamo" a través del Premio a la Calidad de la Justicia-- que, sin perjuicio de que pueda constituir su "usurpación" un delito contra la propiedad intelectual del art. 270 del Código Penal, no es menos cierto que la utilización de dicha "bolsa" para "justificar méritos" a quien carece de ellos puede ser constitutivo además de un delito continuado de prevaricación y tráfico de influencias si se hace de manera consciente y reiterada, con la única y exclusiva finalidad de "elegir" candidato para la "designación" de los altos cargos judiciales.
Por otra parte, Presencia ha señalado que, "curiosamente, la denuncia la formalizó ante la Sala 2ª del TS en fecha 27 de enero, el mismo día del acuerdo de sanción del que, según ha declarado, se ha enterado a través de los medios de comunicación. Así, ha indicado que no se le ha oído en declaración, ni se le ha dado traslado para hacer ningún tipo de alegaciones.
LOS HECHOS
Los hechos sancionados por el CGPJ se remontan a enero de 2015, cuando Presencia recibió una comunicación de un Juzgado de Valencia anunciándoles que la vista de su divorcio se celebraría el lunes 8 de mayo de ese año. Tres días antes de esa fecha, un viernes, se puso en contacto con la titular de ese órgano para decirle que tenía varios juicios programados y solicitar que la vista se realizara por videoconferencia.
La magistrada le respondió que no había tiempo material para organizarlo y que, además, no estaba obligado a asistir a la vista, pues bastaba con la asistencia de su letrado. A pesar de ello, Presencia llamó al día siguiente al secretario judicial de su Juzgado para decirle que el lunes iba a ausentarse y que se ocupara de buscar un sustituto.
Finalmente, los cinco juicios civiles señalados para el lunes 8 en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Talavera de la Reina tuvieron que ser suspendidos, ya que el juez del mismo partido judicial a quien le corresponde la sustitución ordinaria de Presencia no pudo hacerse cargo de ellos porque es la que lleva los asuntos de violencia de género, y el Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha (TSJCM) no pudo encontrar un sustituto externo para ese mismo día.