Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La militancia de Anova exhibe su preferencia por partido en la consulta interna pero refrenda la coalición En Marea

La Junta Electoral Central da el visto bueno a la coalición de Podemos Galicia-Anova-Esquerda Unida
La militancia de Anova-Irmandade Nacionalista ha expresado con contundencia su preferencia por un partido político como fórmula jurídica para concurrir a las elecciones del próximo 26 de junio pero, no obstante, también ha refrendado con similar rotundidad mantener "el camino común", esto es, validar la coalición En Marea, en la que se integra junto a Podemos Galicia y Esquerda Unida.
El resultado será comunicado a la Mesa de Coordinación de En Marea para "seguir con el camino marcado hacia las elecciones a las Cortes del Estado del 26 de junio".
Precisamente, la Junta Electoral Central ha dado luz verde este viernes a la coalición En Marea para las próximas elecciones generales, que se regirá por un acuerdo político igual al de los comicios del 20 de diciembre.
EL CONTEXTO DE LAS PREGUNTAS
Las preguntas incluidas en la consulta interna han permitido que las bases de Anova hayan mostrado su preferencia por concurrir como partido instrumental (un 79,9%), como así lo aprobó en los documentos de su conferencia política del 10 de abril, en la que se apostó por defender que En Marea caminase hacia su conversión en un partido instrumental de adscripción individual para las citas electorales.
No obstante, Podemos Galicia y Esquerda Unida se opusieron a la vía del partido para la repetición de las generales, sino por mantener los acuerdos alcanzados para el 20 de diciembre.
En la asamblea de En Marea del pasado domingo día 15, hubo también voces, entre ellas de militantes de Anova, que apostaron por la fórmula del partido instrumental para concurrir a las elecciones generales, ya que la formación nacionalista considera que es la manera jurídica que podría garantizar la consecución del grupo parlamentario propio para Galicia en el caso de que, al menos, se repitan resultados --seis diputados en el Congreso y el mínimo porcentual en todas las circunscripciones--.
Sin embargo, aunque Podemos --incluso así se llegó a pronunciar la propia número tres de la dirección estatal, Carolina Bescansa-- y Esquerda Unida han ratificado su compromiso de buscar grupo parlamentario para Galicia, estas dos formaciones han asegurado que la clave está en contar con una mayoría diferente en la Mesa del Congreso de los Diputados para lograrlo, y no en la cuestión jurídica.
PREGUNTAS Y RESULTADOS PARA CADA UNA DE ELLAS
En este escenario, Anova, como hicieron sus socios de la coalición la semana pasada, ha sometido a la militancia los acuerdos políticos, si bien En Marea ya ha sido registrada como coalición el pasado viernes día 13 (con el acuerdo del mismo documento político) y ha obtenido este viernes luz verde. En todo caso, miembros de En Marea ligados a Encontro Cidadá por unha Marea Galega y a Compostela Aberta también habían iniciado los trámites ante el Ministerio del Interior para registrar esta marca como partido político, fórmula que finalmente no se utilizará.
Concretamente, la primera de las preguntas que ha respondido la militancia de Anova es la siguiente: "¿Qué fórmula jurídica consideras que sería la más apropiada para garantizar los objetivos políticos de En Marea de cara al 26J?: a) Coalición b) Partido instrumental". El resultado, según los datos difundidos por la formación que lidera Xosé Manuel Beiras, ha sido del 14,5 a favor de coalición, 79,9%, por partido instrumental y 5,6%, abstención.
Esta primera parte ha permitido a la militancia de Anova decantarse por la fórmula jurídica que defiende tanto la dirección como la que recogen los documentos aprobados en la asamblea celebrada el pasado mes de abril en A Coruña.
La segunda pregunta decía como sigue: "Piensas que Anova debe participar en los comicios a las Cortes Españolas en En Marea, independientemente de la fórmula jurídica expresada por nosotros, salvaguardando el espacio de unidad popular?: a) Sí b) No". El resultado ha sido un sí, en un 75,57%; el no obtuvo el 15,78% y el 8,65% optó por abstenerse.
Con esta segunda parte de la consulta, en la que participó el 68% de la militancia de Anova, la participación más numerosa de las consultas telemáticas que ha hecho la organización, las bases de la formación nacionalista han tenido la ocasión de mantener su apoyo a la coalición En Marea para los comicios del 26 de junio sin que ello suponga retractarse de su preferencia por un partido instrumental.
DECLARACIONES DE MARTIÑO NORIEGA
Preguntado en rueda de prensa, el alcalde de Santiago y coportavoz de Anova (faceta que ha dejado en un segundo plano tras su candidatura municipal), Martiño Noriega, ha reivindicado que su formación política haya sometido a consulta interna los acuerdos. "¡Claro que voté!, me molesta más cuando no me dejan votar!", ha manifestado.
En cuanto a la diferencia entre la fórmula catalana (partido y coalición de partidos) y la coalición de En Marea, Noriega ha asegurado que "fórmula catalana no habría solucionado el debate" de Galicia, por los escaños que podría obtener En Comú con respecto a los que se obtendría por parte de Anova solo, y por lo tanto ha considerado que la situación "no es extrapolable".