Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El abogado del violador del estilete insiste en pedir su libertad y apunta "indicios" de que "no estaba" en el lugar

El abogado de oficio del violador del estilete, Marco Candal, ha insistido este miércoles en pedir la excarcelación de Félix Vidal Anido, conocido como el violador del estilete, tras ingresar en prisión el 12 de abril por supuestamente abordar a una mujer cuando entraba en su domicilio en Augas Férreas en la ciudad de Lugo.
Candal precisó que "la desestimación del recurso de reforma", por el Juzgado de Instrucción número 1 de Lugo, "conlleva la admisión a trámite del recurso de apelación, y entonces hay unos días en que cualquiera de las partes puede formular alegaciones complementarias, después se eleva el recurso a la Audiencia Provincial que será la que decida sobre la libertad o no".
El letrado argumenta su defensa "en la existencia de una explicación y de unos indicios que justifican" que su cliente "no estaba en el lugar de los hechos cuando estos ocurrieron".
Además, sostiene que "si no se tratara de la persona que es, que tiene cierta relevancia social, por lo que hizo anteriormente, no daría lugar a tomar medidas tan graves".
"Si no hubiera sido objeto de su liberación por la derogación de la doctrina Parot y no fuera tan conocido, estoy seguro que por los hechos que se le imputan no estaría en prisión", ha resaltado Candal.
Félix Vidal Anido después de cumplir 32 años de prisión, por más de medio centenar de agresiones sexuales en los años ochenta, residía con sus padres en San Andrés de Ferreiros en el municipio de Pol, que fue precisamente a donde regresaría tras intentar atacar supuestamente a una mujer en Lugo.