Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cuatrocientos médicos cubanos trabajan en Bolivia para combatir el dengue

Cuatrocientos médicos cubanos trabajan en la ciudad boliviana de Santa Cruz (este) para combatir la epidemia de dengue, enfermedad de la que se han registrado 32.000 casos en el país, de los cuales 18 han resultado mortales, informó hoy el ministro de Salud, Ramiro Tapia.
"Tenemos colaboración externa, fundamentalmente los países amigos como Cuba. En Santa Cruz 400 médicos cubanos están colaborando con nosotros" en las tareas de prevención y en los tratamientos, destacó el ministro en declaraciones a la radio estatal Patria Nueva.
Tapia subrayó la ayuda de otros países de la región como Venezuela que, dijo, hoy enviará "otro aporte en insumos, medicamentos e insecticidas, al margen de las 20 toneladas" que Bolivia recibió la semana pasada del Gobierno de Hugo Chávez
"Queremos evitar más muertos, y para aquello también Venezuela se solidarizará con una donación de nueve toneladas" de ayuda, sostuvo.
Además, recordó que otros países vecinos como Argentina, Ecuador, Paraguay y Perú han cooperado o lo van a hacer para combatir el dengue en Bolivia.
"Creo que la solidaridad hace que nosotros los bolivianos estemos trabajando unidos y sin distinción alguna" para erradicar la enfermedad, apuntó.
El dengue, enfermedad que transmite el mosquito "aedes aegypti", provoca fiebres altas, dolor de cabeza, vómitos y erupciones en la piel, y puede ser mortal en su modalidad hemorrágica, que se presenta cuando una persona es infectada por segunda vez.
Con más de 30.000 casos y 18 muertos, Bolivia sufre la mayor epidemia de la enfermedad en la última década; además, el Gobierno ha manifestado que teme que durante el mes de marzo se lleguen a registrar hasta 50.000 casos.
La epidemia que se registra en Bolivia supera en gravedad a la sufrida en 2007 en Paraguay, donde hubo 27.000 infectados y 17 fallecidos.
No obstante, el ministro de Salud se mostró hoy optimista al afirmar que su departamento ha constatado "una notable disminución de personas afectadas" después del Carnaval y anunció una fumigación masiva para el próximo fin de semana en la capital cruceña, la más afectada por la epidemia.