Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Curbelo: "La depuración de responsabilidades se tiene que hacer sin utilizaciones partidistas"

El Cabildo trabaja en un plan para devolver a la isla a la normalidad
El presidente del Cabildo de La Gomera, Casimiro Curbelo, ha señalado que la depuración de responsabilidades por parte de las administraciones que han intervenido en la extinción del incendio que aún está afectando a la isla se tiene que hacer "se pida o no" y "sin la utilización partidista que pretenden algunos".
En una nota de prensa, Casimiro Curbelo ha indicado que el Cabildo está trabajando este fin de semana en el plan de recuperación de las zonas afectadas por el fuego, que ha dejado "graves" secuelas en la isla desde el punto de vista económico, social y medioambiental.
El mandatario gomero ha destacado que este documento, que será estudiado esta semana con los alcaldes de los municipios afectados, combina el binomio autonomía y sostenibilidad en todas estas áreas, y trata de devolver paulatinamente a la isla a la normalidad.
"Se trata de buscar salidas inmediatas para conseguir que la parte de la isla afectada por el fuego, así como el territorio insular en su conjunto, siga siendo atractiva con paisajes excepcionales, con gente hospitalaria, con un futuro cierto y esperanzador", apuntó Curbelo, quien ha considerado que es "una tarea que concierne a todos por encima de cualquier planteamiento político o polémicas interesadas, máxime cuando se juega realmente el futuro de La Gomera y los gomeros".
Con respecto al contenido del Plan, Casimiro Curbelo ha explicado que la propuesta incluye varios capítulos que abarcan diferentes aspectos en los que es necesario contar con el consenso de todos, especialmente de los ayuntamientos y de aquellas entidades que se consideren precisas.
Por un lado, en el capítulo 1 del documento se estudian los daños materiales a particulares, la afección de sus viviendas, las construcciones agrarias, la perdida de producciones y plantaciones y también el ganado perdido por el fuego. Con respecto al capítulo 2, se analiza la restauración forestal y medioambiental en la que se incorporan las medidas que se deben adoptar sobre la flora, la fauna y los palmerales afectados tanto en el Parque Nacional de Garajonay, como en espacios protegidos y en zonas rurales.
En otro de los capítulos del documento se incluyen las medidas que se podrían llevar a cabo con respecto a la necesidad de recuperación turística, como son campañas de promoción e información, planes de ayuda a pymes por pérdidas de explotación como hoteles, apartamentos, viviendas rurales, comercios, rent a car y otros. Otro de los aspectos en los que se incide es el de recuperación de senderos, incorporación de campamentos y aulas de naturales.
RESTO DE CAPÍTULOS DEL PLAN
En el capítulo 5, que trata sobre las infraestructuras municipales e insulares, se habla del restablecimiento y adecuación de saneamientos, red eléctrica, alumbrado público, telefonía, telecomunicaciones, así como mejora de accesos, caminos y pistas y otros aspectos, mientras que el anterior incluye los efectos producidos y la búsqueda de soluciones en la ganadería y la agricultura, como es el de impulsar la producción de plantas y plantones a través de viveros para la restitución, así como campañas de replantación, adquisición y subvención para la adquisición de ganado.
En el capítulo 6 y 7 se proponen una serie de medios y medidas para la prevención de incendios en el futuro inmediato, así como de las correcciones hidrológicas que se deben llevar a cabo.
El presidente del Cabildo considera que este plan --una vez cuantificado y contrastado con los ayuntamientos afectados-- tendrá que ser elevado a la Administración General del Estado, a la Comunidad Autónoma y a la Unión Europea, y ha de ser estudiado también por los partidos políticos para que "juntos se pueda desarrollar de manera consensuada las iniciativas que realmente sean necesarias".
"Éste trabajo en común es la única vía posible para lograr estos objetivos de llevar a La Gomera a la normalidad en el futuro y, por ello, apelamos a la responsabilidad y al trabajo institucional, independientemente de cualquier explicación que tenga que dar cualquier administración pública en el momento oportuno", finalizó el presidente.