Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Descubren un 'autoanticuerpo' causante de un extraño síndrome de inmunodeficiencia en Asia

Investigadores de los Institutos Nacionales de la Salud de Estados Unidos han identificado en hospitales de Tailandia y Taiwán un anticuerpo que compromete el sistema inmunológico de personas VIH-negativas y las hace más vulnerables a infecciones por microbios oportunistas.
Las personas inmunodeficientes, como las personas con sida, suelen sufrir infecciones poco frecuentes en individuos con un sistema inmune sano. Por eso a los médicos les ha llamado la atención el aumento en el sudeste de Asia de dichas infecciones, sobre todo causadas por micobacterias no tuberculosas (MNT), en personas sin problemas inmunológicos conocidos.
Sin embargo, en su último número la revista 'New England Journal of Medicine' publica un estudio que ha mostrado que la mayoría de esos pacientes asiáticos producen un mismo anticuerpo que ataca a su propio sistema inmune, llamado autoanticuerpo, que actúa contra el interferón-gamma (IFN-gamma), una molécula de señalización celular que desempeña un papel importante en la lucha contra infecciones.
"Se trata de un síndrome de inmunodeficiencia en el que los pacientes pueden tener infecciones similares a las que sufren los pacientes con VIH avanzado, aunque la causa es completamente diferente", según ha explicado al Servicio de Información y Noticias Científicas (SINC) Sarah Browne, del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos y codirectora del trabajo.
El estudio se llevó a cabo en hospitales de Tailandia y Taiwán (Asia) por investigadores de los Institutos Nacionales de la Salud de Estados Unidos, y contó con una muestra de 203 personas de entre 18 y 78 años de edad.
De estos participantes, 52 tenían infecciones por NTM, 45 otras infecciones oportunistas con o sin coinfección por NTM, 58 tuberculosis, y 48 eran voluntarios sanos. Todos los participantes eran VIH-negativos.
Los investigadores examinaron muestras de sangre de los participantes para detectar anticuerpos a moléculas de señalización celular, tales como IFN-gamma, y los resultados mostraron como el 88 por ciento de las personas con infecciones oportunistas u otras NTM tenían anticuerpos que bloqueaban su propio IFN-gamma.
"Sin embargo, de momento desconocemos qué factores desencadenan que los pacientes produzcan estos autoanticuerpos", ha declarado Browne.
UN PRIMER PASO PARA SU TRATAMIENTO
Aun así, el resultado es un primer paso hacia un tratamiento más eficaz de los pacientes afectados, ha explicado Browne, ya que "algunos de ellos han mantenido una infección grave y progresiva a pesar del tratamiento optimizado con antibióticos".
En estos casos, Browne propone como solución "manipular el sistema inmune para reducir los niveles de autoanticuerpos que están impulsando la inmunodeficiencia".
Debido a que la edad media de los participantes es de 50 años, los investigadores especulan que estos anticuerpos se desarrollan con el tiempo como resultado de la combinación de factores genéticos y ambientales.
Una vez que se identifique la causa más probable de este síndrome, los autores apuntan que sería posible tratar el problema subyacente marcando las células que producen los anticuerpos IFN-gamma, aunque subrayan que son necesarios más estudios para determinar por qué las personas en el sudeste de Asia parecen estar predispuestas al desarrollo de esta enfermedad autoinmune.