Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Director y jefe de estudios, mínimos en la huelga docente del 3-N

El Gobierno de Castilla-La Mancha ha publicado este lunes una resolución en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha (DOCM) en la que se establecen que servicios mínimos de cara a la huelga en la enseñanza pública convocada por los sindicatos STE, CCOO y UGT. Dichos servicios mínimos serán el director del centro y el jefe de estudios, al igual que ocurrió en la huelga del pasado 5 de octubre.
Según publica el DOCM y recoge Europa Press, el director ha sido elegido al ser responsable de personal y representante de la Administración educativa en el centro docente, así como garante del cumplimiento de las leyes.
Por su parte, el jefe de estudios ha sido elegido al ser colaborador de la dirección en las tareas precisas para garantizar la convivencia en el centro, así como para la organización del profesorado al objeto de realizar las actividades que hubiera que desarrollar para el alumnado en ausencia del profesorado que esté ejerciendo su derecho a la huelga.
La resolución también establece que en la jornada de huelga los centros docentes afectados por la misma permanecerán abiertos y que, a tales efectos, compete al director del centro garantizar la apertura del mismo al comienzo de la jornada escolar.
Asimismo, en función del personal con que esté dotado el centro, el director determinará nominativamente las personas cuyas funciones se establecen como servicios mínimos en la presente resolución, siendo responsable de facilitar la información referente al seguimiento de la huelga.
La Junta advierte de que el incumplimiento de la obligación de atender a los servicios esenciales será sancionada de conformidad con lo dispuesto en la normativa correspondiente.
Con este decreto, la Consejería de Educación, Cultura y Deporte quiere garantizar los servicios esenciales en los centros docentes públicos no universitarios afectados por la huelga del 3 de noviembre.