Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Gallardón dice que la ley se debatirá "en profundidad" con "el respeto que merecen" los derechos que trata

El ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, ha afirmado este miércoles ante el Pleno del Congreso que el anteproyecto de Ley Orgánica de Protección de la Vida del Concebido y los Derechos de la Mujer Embarazada se va a "debatir en profundidad con el respeto que merece el tratamiento de los derechos fundamentales que afecta".
En respuesta a una interpelación urgente instada por la diputada de Izquierda Plural Ascensión de las Heras, quien pedía la retirada del anteproyecto, el ministro ha criticado la postura "poco comprensiva" de la oposición con lo que está haciendo el Ejecutivo, que es, según ha dicho, "una ley profundamente humanista y profundamente respetuosa con los derechos del concebido y de la mujer".
"No aspiro a convencerles, no tienen el menor interés en comprender el sentido del anteproyecto, pero sí les quiero asegurar a ustedes y a todos los españoles que este proyecto y este gobierno no da la espalda a las mujeres y que precisamente porque el embarazo y su interrupción son procesos de importancia radical en sus vidas, hemos decidido no mirar hacia otro lado", ha señalado.
Gallardón ha definido su proyecto como "un acto de puro compromiso democrático" frente a la "superioridad moral" que, en su opinión, se arroga la Izquierda cuando se tratan ciertos temas. "En este siglo llegará un momento en que la propia izquierda hará una reflexión sobre esta actitud y se dará cuenta de que el verdadero progresismo es defender al más débil", ha dicho en relación al concebido.
En esta línea, ha incidido en que la intención del Ejecutivo es "devolver el equilibrio a la sociedad" que en su opinión existía antes de Ley de Salud Sexual y Reproductiva e Interrupción Voluntaria del Embarazo aprobada en 2010 y hacerlo con una norma que, asegura, "no desprotege a la mujer". "No margina a la mujer sino que la integra, no persigue a la mujer sino que la protege", ha asegurado.
Por otra parte, ante la descripción realizada por la diputada de Izquierda Plural de un futuro en que las mujeres con recursos podrán viajar al extranjero para garantizarse un aborto seguro y quienes no los tengan se habrán de jugar la salud, el ministro ha asegurado que "ninguna de esas caricaturas va a tener ningún efecto" y le ha reclamado "un debate profundo" sobre la regulación del aborto.
Asimismo, haciéndolo extensivo a "otros" diputados, ha puesto en duda la argumentación, a su juicio "escasa", de la portavoz de Izquierda Plural. "Es un silencio argumental deliberado, estratégico. Estamos ante la mejor manifestación que la clase de oposición que el anteproyecto de ley ha suscitado, una oposición que es ajena a cualquier argumento, que está basada en apriorismos, que tiene cerrada su postura previa", ha afirmado.
Para el ministro, "lo que viene a decir" esta oposición es que "no importa" que el PP "comprometiese" la reforma de la ley vigente ni que "los españoles le dieran la mayoría absoluta con ese punto en su programa electoral". "No importa porque ustedes no lo pueden hacer (...) porque son de derechas", ha ironizado.
Para De las Heras, el anteproyecto "no es nada menos ni nada más que una reforma restrictiva de la ley de 1985 que en realidad sólo pretende conseguir por la vía de su mayoría absoluta lo que no pudieron conseguir entonces porque el Constitucional no les dio la razón", es decir, acabar con el aborto en España.
"INSULTA A LAS MUJERES"
La diputada de Izquierda Plural, que exige la retirada de la iniciativa, denuncia que el texto "insulta" a las mujeres y "modifica su capacidad de decidir tratándolas como incapacitadas o locas y dejando la decisión en manos de terceros", a quienes se traslada la causa punible", por unos "valores morales hipócritas" que "utilizan el derecho a la vida" como pretexto.
"Les mueve la defensa de un óvulo fecundado y no les tiembla el pulso a la hora de aprobar leyes que socavan derechos vitales", ha dicho De las Heras, quien ha incidido en que el PP tiene la mayoría parlamentaria por "una ley electoral injusta" pero "no cuenta con la mayoría social".
La diputada ha terminado su intervención recitando un poema de Gabriela Robledo, 'Otro sí', sobre el derecho de las mujeres sobre su propio cuerpo, para acabar diciendo al ministro que las ciudadanas apelarán ante su ley. Gallardón ha recogido el testigo: "que bonita hubiese sido esa poesía si hubiese terminado con un apelaré a defender el derecho a los más débiles, apelaré a defender el derecho a la vida. Le animo a que la construya usted así", ha dicho.