Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Malestar general y subida brusca de temperatura, los síntomas de la gripe A

España supera el umbral epidémico europeo de la gripe, con más de 90 casos por 100.000 habitantesInformativos Telecinco

Los hospitales no dejan de llenarse con enfermos de gripe A. Las autoridades calculan que han muerto este invierno 11 personas relacionadas directa o indirectamente con la enfermedad. A pesar de las cifras, los médicos insisten en que es una enfermedad leve con un índice de mortalidad similar al de la gripe común. Entre sus síntomas, el malestar general o la subida muy brusca de temperatura.

Los casos de gripe A podrían repuntar en las próximas semanas. Los síntomas son sobre todo subida muy brusca de temperatura, malestar general y dura algo menos que la gripe común.
Esta gripe está afectando principalmente en el norte del país.  En algunas comunidades se ha alcanzado el nivel de epidemia como Navarra o Aragón, donde hay 130 hospitalizados.
Consejos para prevenir la gripe
Aunque ha habido 11 fallecidos a causa, directa o indirecta, de la gripe A, los médicos dicen que es una enfermedad leve y con un índice de mortalidad similar al de la gripe común. La principal recomendación es vacunarse.
Los médicos también recomiendan lavarse las manos, ponerse un pañuelo desechable en boca y nariz al toser o estornudar y ventilar adecuadamente espacios cerrados.
Este virus afecta de forma especial a personas con patologías respiratorias o enfermedades crónicas, que son más propensos a sufrir complicaciones. En estos casos los antigripales no bastan, hay que tratar con antivirales.
Ante el inicio de los síntomas de gripe en una persona adulta, se debe comenzar con un tratamiento sintomático: paracetamol de 1 gramo, 3 veces al día o ibuprofeno de 600 mg, 3 veces al día. A esto se debe añadir, explica la Sociedad Navarra de Medicina de Familia, una hidratación adecuada y puntualmente descongestionantes nasales si hiciera falta.
No se deben utilizar antibióticos, salvo por indicación del médico, porque no son eficaces contra los virus y lo único que se hace es crear resistencias bacterianas.