Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Méndez de Vigo asegura que las 'reválidas' de Secundaria se han cambiado tras escuchar a la comunidad educativa

El ministro de Educación, Cultura y Deporte en funciones, Íñigo Méndez de Vigo, ha reconocido que se han modificado los borradores de los decretos de las evaluaciones finales de ESO y Bachillerato de la LOMCE tras "escuchar a la comunidad educativa", al mismo tiempo que ha asegurado que, a pesar de las modificaciones, se mantiene el "espíritu" establecido la ley.
"Dije que venía a escuchar y a dialogar y lo primero que hice fue separar la evaluación de 6º de Primaria (de la de ESO y Bachillerato). Lo acordamos en la Conferencia Sectorial de agosto (de 2015), y en la que escuché a todo el sector educativo y lo que me han dicho. Por tanto, he presentado una propuesta de desarrollo de la misma que creo que está en la línea de lo que quiere la comunidad educativa", ha subrayado el responsable de Educación en declaraciones a los medios, al término de un acto celebrado contra el acoso escolar en la sede de su departamento.
Según ha defendido, el objetivo es que los docentes y las familias estén tranquilos y sepan que la educación es "importante", con el fin último de sellar un pacto nacional por la educación. El Ministerio concede a las comunidades en su último borrador un mayor margen de actuación --fijarán las preguntas y la fecha de realización de las pruebas-- y no serán tipo test, como figuraba en su propuesta inicial.
EN "PLENA CONSONANCIA" CON LA LOMCE
Preguntado por las razones que han llevado al ministerio a dar esta 'marcha atrás' en sus exigencias para las pruebas finales de ESO y Bachillerato, Méndez de Vigo ha insistido en que los "cambios" y la nueva propuesta formulada están "en plena consonancia con la LOMCE", y sus objetivos de reducir el abandono escolar temprano y mejorar la calidad del sistema educativo.
"Dije que venía a escuchar y a dialogar. Escuchar significa tomar en consideración lo que escuchas y eso es lo que hemos hecho", ha insistido.
Sobre las evaluaciones de Sexto de Primaria que se están efectuando desde este miércoles en Cataluña, el ministro en funciones ha recordado que esas pruebas finales se desarrollan en la comunidad autónoma desde hace años, un hecho que ve "necesario" porque "cualquier sistema que tenga que mejorar tiene que saber cómo hacerlo".
Respecto al acoso escolar, el ministro ha valorado que en la mayor parte de las comunidades autónomas haya medidas concretas para hacer frente a este problema en los centros educativos, al tratarse de un asunto que "preocupa a las familias, a los escolares y también a los docentes".
"Existe grado de consenso muy amplio en afrontar la cuestión (del acoso). Las nuevas tecnologías son un avance en muchas materias pero también constituyen un nuevo elemento que puede propiciar el acoso y vamos a luchar por ello", ha subrayado el titular de Educación, que ha insistido en que este asunto será uno de los "ingredientes" del 'Pacto nacional por la educación' que espera que todos los partidos alcancen tras las elecciones generales del próximo 26 de junio.