Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los Mossos estudian retirar todas las armas a los agentes de baja psicológica

Los Mossos d'Esquadra estudian retirar todas las pistolas --no solo la reglamentaria-- y la licencia de armas a los policías que tengan una baja psicológica, según un documento en el que trabajan para evitar casos como el del agente que en abril mató a su pareja y luego se suicidó en Sant Feliu de Llobregat (Barcelona), han informado fuentes policiales a Europa Press.
Según publica este viernes 'La Vanguardia', la policía catalana estudia esta retirada inmediata del arma en estos casos porque se considerará una situación de grave riesgo, y se pedirá una orden judicial para requisarla por la fuerza si el agente se niega a entregarla.
El documento de trabajo establece que se retire la pistola de inmediato también en los casos en los que un mando detecte alteraciones del comportamiento de un miembro del cuerpo y solicita a los demás policías que avisen a su superior si observan una "disminución de las capacidades de otro agente".
Los Mossos también requisarán el arma de los agentes que estén de baja por cualquier razón por un periodo superior a 30 días y confían en que sea el propio policía quien explique voluntariamente los motivos de su baja laboral.
Según ha explicado a Europa Press un portavoz de la policía catalana, se trata de un documento de trabajo en estado embrionario que puede acabar aprobando estas medidas o no.