Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Normalizada la AP-2 con la apertura del carril cerrado por el vertido

El Centro de Coordinación Operativa de Cataluña (Cecat) activó el plan de emergencias por accidente en el transporte de mercancías peligrosas después de que se vertieran cromo y productos corrosivos debajo de uno de los vehículos accidentados en la autopista AP-2 en Castelldans (Lérida). Sobre las 13.08 horas se encontraron dos contenedores de cromo y dos garrafas dañadas y que habían vertido producto irritante y corrosivo
Un total de diez dotaciones de los bomberos de la Generalitat han trabajado para retirar los vehículos que han colisionado en este accidente provocado por la niebla y que ha causado tres heridos, que han sido evacuados al hospital Arnau de Vilanova de Lleida. El departamento de Interior ha informado de que no se ha tenido que lamentar ninguna víctima mortal y que ninguno de los pasajeros de los autocares implicados ha resultado herido.
Los bomberos han tenido que liberar a dos personas que se encontraban atrapadas en la cabina de los camiones, al tiempo que realizan tareas de limpieza de la vía y de retirada de vehículos.

La autopista AP-2 estuvo cortada en un tramo de quince kilómetros y en los dos sentidos de la vía, por lo que la circulación fue desviada por la carretera LL-12, en sentido a Barcelona, y por la N-240, en dirección a Zaragoza. Más de 40 vehículos se vieron atrapados en el tramo afectado, aunque hacia las 10.00 horas ya no se registraban retenciones en la zona.  LA / CGS