Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La OMC ve "muy improbable" que personas infectadas de ébola puedan llegar a España sin control

Dice que el "control geográfico" del país es su "mejor elemento de protección"
La Organización Médica Colegial (OMC) ha asegurado este miércoles que sería "muy improbable" que llegaran sin controlar personas infectadas con el virus del ébola a España y ha subrayado que el "control geográfico" del país es su "mejor elemento de protección".
En declaraciones a Europa Press Televisión, el secretario general de la OMC, Juan Manuel Garrote, ha reconocido que ningún país del mundo "está preparado" para frenar una infección que "de momento no tiene cura", si bien ha afirmado que a España "es muy improbable" que lleguen "personas contagiadas y sin controlar del virus del ébola".
Desde la OMC han explicado que los contagiados fuera de África (Estados Unidos, Gran Bretaña y el religioso que llegará próximamente a España) son casos de médicos que han estado en contacto con el virus tratándolo por trabajos de voluntariado o cooperación en las zonas afectadas y ha apuntado que el "8 por ciento" de los fallecidos por ébola son sanitarios.
Garrote ha destacado que España cuenta con "mejores" centros hospitalarios para frenar la transmisión y controlar el virus que los países africanos en los que ha brotado el ébola y ha puesto en valor los hábitos de "higiene" y "alimentación" de los españoles como forma de prevención del contagio.
Sobre las maneras de transmisión del virus, Garrote ha señalado que fundamentalmente se transmite a través de fluidos ya sea "sangre o saliva" o por contacto directo y ha apuntado que se contagia "igual que una hepatitis B". Los síntomas se manifiestan a través de dolores en las articulaciones y fiebre, hemorragias en la piel y, finalmente, "grandes hemorragias digestivas" que terminan con la vida del enfermo.