Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las empresas de ONCE y su fundación generaron más de 7.100 empleos para personas con discapacidad en 2013

Alerta de que el principal obstáculo del colectivo es la "falta de esperanza"
La ONCE, su fundación y las empresas vinculadas al colectivo generaron durante el 2013 una cifra superior a los 7.100 empleos para personas con discapacidad, que supone un "récord absoluto" frente a los puestos de trabajos creados durante años anteriores, especialmente teniendo en cuenta la coyuntura de crisis económica por la que atraviesa el país, según ha asegurado el vicepresidente de la Fundación ONCE, Alberto Durán.
Así, ha detallado que, solamente en el sector del juego, la entidad ha creado un total de 3.000 nuevos contratos indefinidos, además de los 800 empleos generados por empresas del grupo en sectores como la hostelería, la administración, ventas, asistencia sanitaria y en la atención al público, entre otros.
"Ninguna otra entidad europea, administración pública o servicio de empleo crea tantísimos puestos de trabajo, formando y buscando empleo para personas con discapacidad, y teniendo una bolsa de 200.000 demandantes", ha destacado.
Por otra parte, ha explicado que "cuando una persona con discapacidad encuentra un trabajo es un ejemplo para las personas de su barrio, de su pueblo y su entorno de que es posible".
En este sentido, ha recordado que uno de los principales obstáculos para la integración laboral del colectivo es la "falta de esperanza" de parte de las personas con discapacidad.
"Algunos ni siquiera se plantean trabajar porque creen que no es posible", ha aclarado Durán.
En este sentido, ha especificado que la tasa de paro de las personas con discapacidad es en torno a un 8 por ciento superior a la del conjunto de los ciudadanos, aunque ha matizado que estos datos "no dan la imagen completa" porque la tasa de actividad de este colectivo es del 30 por ciento, frente al 70 por ciento de la población española. "Es una cifra vergonzante", ha asegurado.
De hecho, el vicepresidente de la Fundación ha asegurado que el propósito de la entidad es seguir ampliando el número de empleos creados para llegar a duplicar el número de personas con discapacidad que actualmente trabajan en España, un total de 400.000. "Podrían ser fácilmente 800.000; tenemos muchísimos deberes", ha asegurado.
Por ello, ha subrayado que los puestos de trabajo creados durante el pasado año "no son solo 7.000 empleos y 7.000 gracias para las personas que los han conseguido sino también 7.000 gritos de esperanza hacia las personas con discapacidad de su entorno".
De forma paralela, ha indicado que, aunque la mayoría de empleos se han generado en el marco de las empresas pertenecientes a la ONCE y a la Fundación ONCE, los servicios que prestan son, en muchos casos, para empresas externas "y algunos de ellos han sido valorados como los mejores", ha explicado por su parte el director corporativo de Alianzas Sinergias y RSC del Grupo Fundosa, Fernando Riaño, en referencia al servicio de teleasistencia que prestan empleados del grupo a empresas como Renfe.
ESPEJO PARA OTRAS EMPRESAS
De este modo, a través de la prestación de servicios "de calidad" las empresas y trabajadores del grupo pretenden ser "un espejo para otras empresas" desde el que se lance el mensaje de que "no por ser trabajadores con discapacidad han de trabajar peor. El resultado es el mismo o mejor", ha asegurado Alberto Calleja, fisioterapeuta con discapacidad visual que trabaja en la empresa Revistass.
Durante la presentación de los datos de empleo han intervenido varias de las personas que en 2013 han encontrado un empleo a través de FSC Inserta, la entidad para la formación y búsqueda de empleo para personas con discapacidad de Fundación ONCE, y que, a juicio del vicepresidente de la Fundación ONCE "tienen mucho que enseñar" por el recorrido y los obstáculos que han salvado para llegar a donde están.
Así, María José Cortés, ex empresaria y actual subgobernanta del Hotel Atrium; Raquel Zurdo, camarera de planta en el mismo establecimiento; Enrique Floriano, ex nadador medallista paralímpico y trabajando actualmente como administrativo y Concepción Lázaro, psicóloga y técnica de formación en FSC Inserta, han destacado la "oportunidad" que ha supuesto el programa de empleo de la Fundación, de cara a abrir nuevas posibilidades de trabajo y aportar la formación para llegar hasta ellas.
Por su parte, el ex nadador profesional Enrique Floriano ha insistido en lanzar el mensaje a las empresas de que contratar a una persona con discapacidad "no es ninguna ruleta rusa" y ha recordado a otras personas con discapacidad que los programas de formación de FSC Inserta "ofrecen un camino para formarse y llegar hasta el empleo".
"El haber tenido la oportunidad de entrar en el mundo laboral y trabajar en una empresa es una medalla más de la que estoy orgulloso haber podido conseguir y mostrar", ha asegurado el deportista, que ganó una medalla de oro en las olimpiadas paralímpicas de 2000, además de otras medallas en competiciones posteriores.