Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Princesa Letizia, más cercana que la Reina Sofía, según Paris Match

Portada de 'Paris Match'.telecinco.es
La revista francesa 'Paris Match' dedica su portada a los Príncipes de Asturias. La Princesa Letizia aparece colocándole la solapa del traje al Príncipe Felipe, con un titular en el que puede leerse 'Letizia&Felipe. Un nuevo estilo para la Europa de los Reyes'. En su interior, la revista dedica un artículo a las jóvenes parejas reales de Inglaterra, Bélgica, Escandinavia. Según 'Paris Match', son parejas comprometidas, modernas y glamurosas, hablan idiomas, tienen títulos universitarios y utilizan las nuevas tecnologías.
Para la publicación francesa, "Letizia, la divorciada, la plebeya, la ex presentadora es un triunfo para el futuro de la monarquía española". La revista destaca que los futuros reyes se adaptan a los nuevos tiempos con el objetivo de que la monarquía sobreviva en un contexto en el que, por ejemplo, se han quemado fotos del Rey Juan Carlos en Cataluña. Como ejemplo, indica que una panadera se atrevió a plantarle un beso a la Princesa Letizia en una reciente visita a Asturias, algo que no hubiera permitido la Reina Sofía, más austera e intimidatoria.
'Paris Match' sostiene que los Reyes y los Príncipes se han repartido los roles. Los Reyes, más distanciados y más solemnes; los Príncipes, más cercanos y con un aire fresco. En este sentido, la revista pone como ejemplo el hecho de que Letizia lleva tanto vaqueros como trajes largos y en que no dude en adquirir prendas en Zara, Mango o H&M, al tiempo que repite vestidos de alta costura como uno de Felipe Varela que ya se ha puesto tres veces.
Las jóvenes parejas de futuros reyes tratan de compaginar su vida pública con una auténtica vida familiar, dedicándole tiempo a los hijos. Victoria de Suecia, que se va a casar con su profesor de gimnasia, lo ha dejado claro: "Tengo que ser feliz para hacer bien mi trabajo".