Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sendín cree que habría que darle una "vuelta" al borrador de la ley y "converger" con Europa

El presidente de la Organización Médica Colegial (OMC), Juan José Rodríguez Sendín, ha abogado este miércoles por dar una "vuelta" al borrador del anteproyecto de Ley de orgánica de protección de los derechos del concebido y los derechos de la mujer embarazada para "converger" con Europa.
Sendín, que se ha pronunciado así a título personal durante la presentación de un manifiesto del Foro de la Profesión Médica (FPME) contra la apertura de nuevas facultades de Medicina, ha asegurado defender el derecho a la vida aunque, no obstante, ha reconocido que la nueva ley que está realizando el Ministerio de Justicia está provocando diferentes conflictos de valores entre los distintos sectores sociales.
Asimismo, Sendín ha aludido al tema de la "igualdad" y ha recordado que en el resto de países europeos las leyes no son tan restrictivas, por lo que las mujeres españolas pueden ir a abortar a los hospitales de otras regiones de Europa.
"La OMC va a emitir próximamente su opinión, pero a nivel personal creo que se están produciendo algunas situaciones de conflicto de convivencia entre las diferentes opciones que pueden tener los diferentes sectores de la sociedad. Pero, también, se están produciendo conflictos de igualdad porque si vivimos en una Europa integrada lo menos que pueden hacer nuestros representantes, además de buscar los mecanismos que nos permitieran convivir en paz y en convivencia con las diferentes sensibilidades, es buscar unas sinergias para poder proyectarnos a Europa", ha señalado.
Y es que, según ha insistido, en los países europeos el tema del aborto funciona de "otra manera" a la que está planteando el ministro Alberto Ruiz-Gallardón. Por ello, ha abogado por buscar "algún tipo de convergencia" dado que la directiva transfronteriza permite a cualquier ciudadano español irse fuera a obtener las prestaciones sanitarias que se presten en otro país de la Unión Europea.
"Me parecen que se plantean clarísimas situaciones de desigualdad que habría que abordar. Por eso, y por el respeto a la convivencia, sugiero que habría que darse una vuelta a la situación para que se respete la diversidad de opiniones, a las distintas sensibilidades, a lo que opinen las mujeres y convergencia con Europa", ha zanjado el presidente de la OMC.