Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

UPyD rechaza el copago farmacéutico de dispensación hospitalaria "que penaliza injustamente a los crónicos"

El coordinador regional de UPyD, Rafael Sánchez, ha rechazado el copago farmacéutico de dispensación hospitalaria que entrará en vigor en la Región el próximo 1 de octubre. Sánchez se ha mostrado muy crítico con la medida, porque "el efecto recaudatorio será mínimo y se penaliza, injustamente, a los pacientes con enfermedades graves y crónicas que necesitan esos tratamientos".
Para el coordinador regional, la medida "no se justifica ni desde el punto financiero y parece que al Gobierno sólo le preocupa el efecto recaudatorio y niega que se haga para disuadir sobre el consumo innecesario de medicamentos, ya que el abuso y la acumulación de medicamentos no se da en la mayoría de los pacientes crónicos, que no acopian de forma caprichosa".
Así, Sánchez ha criticado que ésta "es otra medida más que se suma a todos los recortes que se están realizando en Sanidad, tanto desde el Gobierno central como desde el regional".
A su juicio, "estamos asistiendo a una auténtica regresión de la sanidad pública con consecuencias tan graves como ésta que denunciamos ahora o el incremento generalizado de las listas de espera".
En cuanto a la mejora en la eficiencia del sistema, Sánchez ha insistido en que tanto el Ministerio como la Consejería de Sanidad en Murcia "no supieron ni quisieron tomar medidas cuando empezaron a verse señales de alarma e inviabilidad del sistema de salud, y las que han tomado llegan tarde".
Asimismo, ha recordado que UPyD propuso hace más de tres años y medio "medidas de racionalización, tales como la centralización y adquisición de material sanitario y farmacéutico, la logística de todo el proceso de distribución, la implantación de la receta electrónica o los medicamentos monodosis, aunque en ese momento no fueron tenidas en cuenta ni escuchadas aquí por la Consejería de Sanidad".
"Cuando se ha aplicado alguna de ellas, como la centralización y racionalización del gasto farmacéutico, se ha demostrado que se podrían haber ahorrado muchos millones de euros", ha indicado.
En este sentido, Sánchez ha vuelto a insistir en la necesidad de que las competencias en Sanidad sean "estatales" y ha recordado que UPyD reclama esta medida en lo referente a la planificación de una política sanitaria "común para todo el Estado, pero con gestión descentralizada por parte de la Comunidades".
La medida, además de asegurar la igualdad, "contribuiría decisivamente a la racionalización del gasto sanitario que ha generado un modelo formado por 17 sistemas distintos".