Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una adolescente se suicida y deja un ‘mensaje’ de despedida en el despertador

Una adolescente inglesa se suicida y deja un ‘mensaje’ de despedida en el despertadorGtres

Leah Hook, una adolescente de 16 años, se suicidó ahorcándose en su habitación durante las últimas vacaciones de Pascua. Ahora se ha conocido que la joven inglesa dejó un ‘mensaje’ de despedida a sus padres a través de su despertador.

Al parecer, momentos antes de suicidarse, Leah retiró las pilas de un reloj despertador de plástico, en lo que, según ha indicado la audiencia en Gloucester, aparentemente era un mensaje dirigido a sus padres..
El reloj se había quedado parado a las 15.30 horas, en lo que su devastado padre aseguró durante la investigación que “creía que era un mensaje para decirles a qué hora se había ido”, tal y como indica Mirror.
Leah, según explican, era una chica normal que se había negado a ir a un paseo en bicicleta con sus padres a una ciudad cercana el Viernes Santo. Y fue a la vuelta de ese paseo, cuando sus padres se encontraron a su hija muerta en la habitación de esta.
Además, el día de su muerte, Leah intercambió mensajes de texto con sus padres hasta alrededor de las 2.30 pm. Pero cuando volvieron a casa dos horas más tarde, la encontraron ahorcada.
Su padre, Richard, indicó en referencia al día del suceso que "intentamos que ella viniera a Devon, pero no quería venir. Con retrospectiva, tal vez había estado esperando una oportunidad”.
Incluso indicó que "al final salimos, estábamos preocupados por ella, tratamos de convencerla de que viniera, nos envió mensajes de texto mientras estábamos fuera, los textos parecían normales. Le envié un mensaje de texto mientras yo estaba en Bath, pero luego no recibí una respuesta”.
A pesar de los intentos de reanimarla, y de avisar a los servicios de emergencias, no pudieron hacer nada por la vida de su hija, que falleció trágicamente a los 16 años.