Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El cardenal Cañizares invita a la misa de su toma de posesión en la Catedral a ocho ancianos sin recursos

El cardenal Antonio Cañizares invitará a la misa de su toma de posesión como arzobispo de Valencia el próximo sábado, en la Catedral, a ocho ancianos sin recursos, y dedicará sus primeras visitas como titular de la archidiócesis a los sacerdotes ancianos y enfermos, acogidos en la residencia de las Cooperadoras de Betania en Quart de Poblet.
Los mayores sin recursos invitados por el purpurado, que estarán en primera fila en la misa de toma de posesión, viven en la residencia de San Antonio de Benagéber, y estarán acompañados por religiosas o familiares, según ha informado el Arzobispado en un comunicado.
Igualmente, el purpurado tiene previsto acudir la próxima semana a la sede de Cáritas Diocesana de Valencia. El purpurado valenciano, en su carta a la archidiócesis de Valencia el día en que se anunció su elección por el papa Francisco, el 28 de agosto, señalaba: "Voy a vosotros queriendo ser de todos y para todos, sin excepción".
No obstante, destacaba que lo hacía "con dos predilecciones: una predilección, muy primera, la de los pobres, los que sufren, los que se encuentran solos,; la otra gran predilección, inseparable de la primera, serán mis queridísimos y admirados sacerdotes, amigos de Jesús y mis amigos, ante los que quiero estar, como el Señor en su Última Cena, a sus pies y sirviendo y compartiendo".
TALLA GÓTICA DE LA VIRGEN
Por otro lado, el Arzobispado ha explicado que la estampa del recordatorio de la misa de toma de posesión del cardenal Antonio Cañizares como arzobispo de Valencia, reproduce "por primera vez una imagen que nadie ha visto a la misma altura en que se encuentra, la de la escultura de la Virgen María con el Niño, de finales del siglo XIII o principios del XIV, situada a nueve metros de altura en la entrada a la capilla del Santo Cáliz".
El presidente de la comisión diocesana de Liturgia, Jaime Sancho, ha explicado que se trata de la Virgen que había en la entrada gótica de la Seo, que fue desmontada en el siglo XVIII cuando se construyó la puerta barroca de los Hierros y algunos de sus elementos, como esta imagen, fueron conservados y colocados en el interior de la Catedral".
La imagen "siempre ha estado allí arriba pero nunca habíamos visto cómo era de cerca y ahora, aprovechando los andamios colocados para la restauración del pasadizo de acceso a la capilla del Santo Caliz, hemos podido fotografiarla e ilustrará la estampa de la misa", ha señalado.
La figura de la Virgen, a la que le falta una mano, "es de una belleza y sencillez admirables, con la curva típica hacia la izquierda del gótico, y tiene como particularidad que el Niño lleva en sus manos el Espíritu Santo en forma de paloma abriendo las alas, algo que no hemos visto en otras imágenes", ha explicado.