Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los geriatras recomiendan vacunar a los mayores frente al neumococo, tétanos y difteria

La Sociedad Española de Medicina Geriátrica (SEMEG) ha aprovechado el inicio de la campaña de vacunación frente a la gripe para reclamar la inmunización de las personas mayores de 65 años frente a la bacteria del neumococo, el tétanos y la difteria, ya que son "más vulnerables" a este de infecciones "ya que suelen padecer varias enfermedades".
Además, según la doctora María del Carmen Pablos, médico geriatra del Hospital Clínico Universitario de Salamanca, "muchos de los mayores de 65 años no fueron vacunados frente a las mismas ya que no estaban disponibles".
El neumococo es responsable de infecciones graves como neumonías, bacteriemias, sepsis y meningitis, produciéndose el mayor número de complicaciones y mortalidad asociadas a las mismas en personas mayores.
Por ello, los geriatras recomiendan la vacunación en personas de más de 60 años no vacunados anteriormente y señalan la conveniencia de aprovechar la inmunización frente a la gripe para hacer una vacunación simultánea "ya que se aumenta su efectividad". Además, recuerdan que puede administrarse junto con otras vacunas en el adulto porque no afecta ni disminuye la eficacia de cualquier de ellas.
La vacunación frente al tétanos y difteria se puede realizar también en cualquier momento del año. De acuerdo con los datos disponibles, cada año se registran pocos casos, por ejemplo en el periodo 1997-2007 se produjeron tan sólo 25 casos, aunque como destaca la doctora Pablos, hay una cierta infranotificación.
De ellos, el 70 por ciento correspondía mayores de 60 años que no estaban vacunados o no estaban de forma correcta "y el problema radica", indica esta geriatra, "en su elevada morbi-mortalidad".
Por otro lado, desde la SEMEG insisten en recomendar la vacunación de la gripe a personas de más de 60 años con o sin patología previa y con independencia de que estén institucionalizados o no, así como la de todos los médicos o colectivos que trabajan directamente con personas que puedan transmitir este virus.