Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Más de 700 monumentos falleros arden en la 'Nit de la Cremà' en Valencia y pueblos de alrededor

Más de 700 monumentos falleros han ardido entre la noche del sábado y la madrugada del domingo en la ciudad de Valencia y pueblos de alrededor en una 'Nit de la Cremà' 2016 a la que la lluvia ha dado una tregua y que ha transcurrido con "tranquilidad", "normalidad" y con menos incidentes que en noches anteriores de las Fallas 2016, candidatas a Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO.
En la capital del Túria, la Policía Local estuvo presente en la quema de cerca de 100 monumentos falleros --sin contar los infantiles--, en una noche sin incidentes graves, más "tranquila" que otras. A estas horas, los agentes se encargan de que la retirada de los restos de las fallas sea correcta y las calles vuelvan a la normalidad habitual.
Las precipitaciones que se produjeron el sábado por la tarde, y que obligaron a suspender la Cabalgata del Fuego que iba a celebrarse en el centro de Valencia, no supusieron un problema durante la noche y la madrugada, ya que los monumentos falleros se quemaron con total normalidad. Los primeros en hacerlo fueron los infantiles.
Una vez quemados gran parte de estos en la ciudad, a las 23.00 horas comenzó a arder la falla infantil municipal junto a la Plaza del Ayuntamiento, donde se encontraban el presidente de la Generalitat, Ximo Puig; el presidente de las Corts, Enric Morera; el alcalde Joan Ribó; el presidente de la Junta Central Fallera, Pere Fuset y la Fallera Mayor infantil, Sofía Soler, junto a su corte de honor, visiblemente emocionadas ante la 'cremà' del monumento.
A las 00.00 horas llegó el turno del resto de fallas y, a partir de las 01.00 horas, tras el espectáculo de fuegos aéreos de la Pirotècnia Europlà, llegó el turno de la falla municipal, de 23 metros de altura, que comenzó a arder desde el interior de la figura principal --un artesano-- y se extendió hacia el exterior de la misma. La quema de las fallas se prolongó durante la madrugada y no supuso incidentes significativos.
Así, fuentes de la Policía Local han confirmado que la 'Nit de la Cremà' ha contado "con menos incidentes que otras noches" anteriores durante esta semana.
DISPOSITIVO
En la provincia de Valencia, un total de 440 bomberos del Consorcio y de unidades y brigadas del resto de la Comunitat componían el dispositivo de seguridad durante la 'Nit de la Cremà'. A estos efectivos se sumaron un total de 138 vehículos. Más de 76 municipios de la provincia habían enviado más de 500 solicitudes al Consorcio para contar con sus servicios.
Asimismo, en la ciudad de Valencia un total de 228 bomberos --más decenas de efectivos de guardia y de reserva-- del cuerpo municipal han participado en el dispositivo para la 'cremà' de las Fallas 2016.