Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sin rastro del joven desaparecido en la sierra madrileña de La Pedriza

La Policía Judicial busca alguna pista sobre la desaparición de José Carlos Marcos. El joven se encuentra desaparecido desde al menos el pasado lunes cuando al parecer fue a hacer senderismo en la sierra madrileña de La Pedriza. Los investigadores analizan el ordenador portátil y varios teléfonos móviles del informático de 30 años para tratar de encontrar indicios que ayuden a aclarar su paradero.
utilizarán perros para que ayuden en las operaciones de rastreo
Familiares y compañeros de su hermano de la Escuela de Navales han rastreado durante estos últimos días varias rutas de La Pedriza próximas a Manzanares el Real, pequeña localidad serrana en la que José Carlos vive solo desde hace un año y medio aproximadamente.
Amante del senderismo, José Carlos solía practicarlo a menudo con sus amigos desde que reside en Manzanares pero no solía hacer largas rutas que implicaran pasar la noche en la montaña.
José Carlos Marcos estuvo con sus padres el viernes día 19 y quedó con ellos para cenar en Nochebuena, pero a esa cita nunca llegó. "Su comportamiento fue normal y nada hacía sospechar que fuera a desaparecer.
Es como si se lo hubiese tragado la tierra", ha asegurado Rubén un amigo cercano a la familia. La noche del día 24, sin embargo, José Carlos no acudió a cenar y todas las alarmas saltaron en la familia, máxime cuando conocen que el lunes día 22 ya no había ido a trabajar.
La familia denunció entonces su desaparición ante la Guardia Civil y pensó que pudiera haber salido a pasear por la montaña y haber sufrido un percance. De hecho en su armario no se han encontrado las botas de montaña que solía ponerse "para dar un paseo, desde la mañana hasta el mediodía, por la montaña", según Rubén Marcos, hermano del José Carlos.
Rubén Marcos ha asegurado que su hermano "no lleva móvil ni cartera" y sospecha que "salió con una sudadera y unos pantalones", ropa poco adecuada para soportar las bajas temperaturas.ZA