Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Más de 2.500 niños soldado dejan las armas en RDCongo gracias a una campaña de la ONU

Más de 2.500 niños del este de República Democrática del Congo (RDC) han dejado las armas durante una operación de reintegración en la sociedad de niños soldados puesta en marcha por el Departamento de Asuntos Humanitarios de Naciones Unidas hace seis meses, según ha declarado el portavoz del departamento en una entrevista concedida a la radio RFI.
La campaña, puesta en marcha por varias ONG dirigidas por la ONU, ha conseguido que 2.690 niños soldados sean desarmados en RDC en seis meses, según el portavoz del departamento, Sylvestre Ntumba Mudingayi. Ntumba ha asegurado todos ellos estaban en grupos armados de Kivu Norte, Kivu Sur y Bunia, y han estimado que "al menos el doble" podrían estar todavía dentro de grupos armados.
Ntumba ha afirmado que la campaña se están llevando a cabo con el objetivo de "indentificar y sacar a todos los niños que entrenen todavía con los grupos armados". Según ha explicado el portavoz, el departamento emite una serie de mensajes a través de radios locales a través de los que se comunica a los responsables de los grupos armados, así como a las comunidades, y en particular a las familias, para que impidan que los niños se unan a estos grupos armados.
Una vez desarmados, los antiguos niños soldados son trasladados a "centros de tránsito y orientación", ha asegurado Ntumba. "Intentamos localizar e identificar a sus familias para llevarlos con ellas", ha añadido. Asimismo, Ntumba ha afirmado que en estos centros, los niños también reciben nociones de algún oficio para poder reintegrarse en la sociedad y así, con una actividad, poder tener unos ingresos que le permitan "volver a empezar en la vida".