Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una tormenta en Tarragona siembra el pánico: "Las sillas salieron volando"

En la plaza de la Fuente en Tarragona se intenta recuperar la normalidad. En todos los negocios se trabaja para reparar los daños causados los postes doblados y en los toldos de las terrazas que estaba roto completamente. Vecinos y hosteleros intentan olvidar el susto vivido ayer por la tarde. En unos segundos todo el mundo salió corriendo. "Había gente chillando, los niños lloraban desconsolados" Un fuerte vendaval arrasó con todo lo que pillaba a su paso... incluso las sillas casi salen volando. Y eso fue solo el principio, porque al viento le siguió una fuerte tormenta eléctrica y de granizo. La playa de Salou sufrió también desperfecftos. En Reus se vivió algo parecido. Sus vecinos aseguran que hacía tiempo que no llovía con esa intensidad. En cuestión de minutos todas las calles inundadas. Se registraron hasta 30 litros por metro cuadrado y los vientos de hasta 140 km/h provocaron grandes destrozos. En total se recibieron 300 llamadas al teléfono de emergencias y unas 3500 personas se vieron afectadas por cortes eléctricos.