Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las lluvias y las tormentas afectarán mañana al cuadrante noroeste peninsular y volverán a bajar los termómetros

Las precipitaciones fuertes o persistentes, algunas de ellas con tormentas, afectarán este jueves a puntos de Galicia y del Cantábrico, mientras que el viento fuerte soplará en el Cantábrico oriental, litoral de Andalucía y del sureste peninsular así como en Baleares, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).
Así, la AEMET ha avisado a cuatro provincias por riesgo (amarillo) de vientos, fenómenos costeros o rissagas. En concreto, los vientos y los fenómenos costeros afectarán a Almería, Granada y la ciudad autónoma de Melilla, ya que se esperan vientos con rachas máximas de 85 kilómetros por hora y viento del oeste y suroeste fuerza 7 y olas de 3 a 4 metros. Mientras, las rissagas afectarán a Menorca, con una oscilación del nivel del mar de 0,7 metros.
En general, este jueves se prevén cielos nubosos en el tercio norte con precipitaciones que podrían ir acompañadas de tormentas ocasionales. Además, las precipitaciones podrían ser fuertes o persistentes en puntos de Galicia y el Cantábrico.
En el resto de la mitad norte intervalos de nubes de evolución diurna con algunos chubascos o tormentas dispersos en la Meseta Norte, y Sistemas Ibérico y Central. En la mitad sur y en Baleares tan solo algunos intervalos nubosos con pocas posibilidades de precipitación.
En cuanto a Canarias, se espera un jueves nuboso o con intervalos nubosos en el norte de las islas y probabilidad de algunas lluvias débiles, sobre todo en las de mayor relieve, y poco nuboso en el sur.
Asimismo, la AEMET prevé que las precipitaciones serán en forma de nieve sobre los 1.800 a 2.000 metros en la cordillera cantábrica y los 2.000 a 2.500 metros en Pirineos.
Respecto a las temperaturas, ha apuntado que descenderán en la mitad este peninsular, Baleares y en las islas Canarias occidentales y pocos cambios en el resto. En el extremo sureste peninsular bajarán de forma notable, de 6 a 9 grados, de modo que Murcia será la única capital de provincia que alcanzará los 30 grados centígrados.
Finalmente, los vientos del oeste soplarán en la Península y Baleares y habrá intervalos de fuerte en el Cantábrico oriental, litoral de Andalucía y sureste peninsular, y Baleares. En Canarias habrá vientos de componente norte.