Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El beneficio de ONO creció un 8,5 por ciento en el primer semestre

Logotipo del grupo de telecomunicaciones ONO. EFE/Archivotelecinco.es
El operador de telecomunicaciones por cable ONO cerró el primer semestre con un beneficio neto de 28 millones de euros, un 8,5 por ciento más que en el mismo periodo del año anterior, informó hoy la compañía.
En estos seis primeros meses, los ingresos cayeron un 3,6% con 741 millones de euros, mientras que su resultado operativo bruto (EBITDA) fue de 352 millones, un 2,9% menos que hace un año.
Este operador informó de que los ingresos procedentes del segmento residencial se mantuvieron con 587 millones de euros, y cayeron los procedentes de grandes cuentas y servicios mayoristas, por la disminución en el consumo telefónico de llamadas fijo-móvil y a la bajada de precios.
Los ingresos procedentes de las pymes mantuvieron su tendencia creciente.
El margen de EBITDA sobre ingresos fue del 47,5%, 0,3 puntos más que hace un año.
En este periodo, ONO invirtió 117 millones de euros, un 15% más que hace un año, como consecuencia del aumento de clientes y de las inversiones requeridas para el despliegue de su nueva tecnología Docsis 3.0 que permitirá a sus usuarios acceder a los 50 megabits por segundo a partir del próximo mes de septiembre.
Los servicios residenciales de cable y a través del bucle local de abonado crecieron en 24.000 de abril a junio, hasta los 4.156.000, por su política de servicios por paquetes.
En total el número de clientes residenciales crecieron un 0,1% hasta los 1,9 millones, debido al incremento en un 2,1% de los clientes de telefonía, de 4,1 los de banda ancha y la caída del 2,5% de los clientes de televisión hasta los 966.000.