Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El iPod que explotó y la 'carta-chantaje' de Apple

Sentí como se calentaba en mi mano
sonó un 'pop', salió humo y saltó por el aire
Este británico, que compró el reproductor a su hija por 162 libras (unos 190 euros), contactó con Apple y con Argos, el establecimiento donde lo compró. Tras hablar con varios departamentos, consiguió hablar con un ejecutivo de la compañía de Steve Jobs. Tras esta conversación, recibió una carta de Apple negando toda responsabilidad pero ofreciendo una compensación.
Pero para recibir este dinero, la familia tenía que firmar un acuerdo de confidencialidad comprometiéndose a no hacer público el suceso. En el caso de romper este acuerdo, Apple podría emprender acciones legales contra ellos.
Stanborough se negó a firmar el acuerdo porque "sería una sentencia de por vida" y asegura que ellos en ningún momento pidieron una compensación sino que le devolvieran el dinero pagado. Por su parte, la compañía no comentará el suceso hasta que se hayan investigado todos los hechos.
The Times asegura que este no es el primer iPod que arde espontáneamente y tampoco el primer intento de mantener alejado el suceso de la opinión pública. Según datos de la Comisión de Seguridad del Consumidor de EEUU, obtenidos por una periodista norteamericana tras varios intentos fallidos, se han registrado otros casos similares.
En marzo, una madre de Ohio inició un proceso contra Apple, después de que el iPod Touch de su hijo explotara en su bolsillo y provocara daños leves en su pierna. Algunos apuntan a las baterías de litio, que ya han dado problemas en otras ocasiones, como posibles causantes del fallo