Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mireia Canalda revela que alguien roba comida

Mireia no quería contarlo, pero lo ha hecho. Lo ha estado guardando hasta el final del concurso, cuando ha salido expulsada, para revelar el que hasta ahora ha sido el secreto mejor guardado de Supervivientes: "Alguien pudo conseguir comida".
En sus propias palabras: "un día descubrimos que no se había robado uno, sino dos. Era algo muy 'heavy', algo muy ruin, que los anónimos no compartieron algo que alguien trajo a la isla".
A lo que se refería lo ha explicado Óscar Higares en el Debate de Supervivientes. Alguien consiguió pollo. Cogió un muslo y se lo ofreció a los famosos para repartirlo. Así lo hicieron, pero luego, cuando la persona que lo había robado les preguntó si estaban ricos los dos muslos de pollo que había robado, se sorprendieron al comprobar que sólo habían  compartido uno.
Más robos entre los concursantes
Pero además de robar a la organización, hay entre los concursantes un ladrón que también sustrae cosas a los supervivientes. Mireia se quejó en un momento dado de haber guardado tres trozos de coco en el bolsillo de su chubasquero y cuando fue a buscarlos para comérselos encontró que sólo tenía uno.
También Rafa Mora se ha quejado de los robos constantes. En una ocasión le desapareció el bañador, en otra el chubasquero. Se quejó amargamente al grito de "¡Qué impotencia!".
"Esto ya es picar a Rafa. Al final si Rafa salta no es culpa de Rafa. Es alguien que quiere que yo pierda los papeles. Si está lloviendo qué hace Rafa, mojarse. Porque alguien ha cogido sus cosas. Rafa no tiene mala hostia, es que le tocan los cojoncillos. En el momento que preguntas y nadie habla es que han robado. Alguien lo cogió, me enfadé y ahora cuando me ido allí me lo han dejado aquí. Pues gracias".
Claro que en una de estas diatribas surgió un choque con María José a la que regaló los oídos con una de las frases más impactantes de lo que va de concurso: "Dejas las bragas en el fuego que me dan ganas de vomitar, mi nombre tienes que venerarlo".