La iniciativa de un profesor para todos los colegios: enviar 1.000 cartas de apoyo a los niños palmeros