Alta tensión en Cataluña: cargas policiales en El Prat, vuelos cancelados y una treintena de heridos