Illuminati, posesión diabólica, un cartel premonitorio, las teorías sobre el atroz crimen de los niños de Valencia