El dueño de la finca donde está el pozo en el que cayó Julen declara este viernes como imputado