Madrid aprueba su propia 'nueva normalidad' e impone restricciones para el mes de julio