Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Italia apenas pisó el área contraria en los 90 minutos de partido ante Irlanda

Analisistelecinco.es

La Azzurra no se jugaba nada en el partido ante Irlanda y se dedicó a defender y jugar en su propio campo. En el primer tiempo apenas pisaron el campo contrario y, pese a que en la segunda parte avanzaron, casi no llegaron al área defendida por los irlandeses. Cinco remates a puerta de los que solo uno fue a portería.

La Selección italiana perdió 0-1 ante Irlanda en el último partido de la fase de grupos. Este resultado deja primeros a los italianos y clasifica a los irlandeses para octavos de final. El encuentro no destacó por las ocasiones de peligro y hubo que esperar hasta el minuto 85 para ver el único gol del partido. Un cabezazo de Brady que clasificó a su Selección.
Italia tuvo muy claras sus intenciones desde el principio. Con el primer puesto asegurado, Conte dio minutos a los menos habituales y se dedicó a defender. Tanto que en el primer tiempo apenas pisó el campo contrario. En la segunda parte avanzó un poco más en el terreno de juego pero pocas fueron las veces en las que pisaron el área defendida por Irlanda.
Este juego tan defensivo también se reflejó en estadísticas como los remates. La Azzurra solo tiró cinco veces a puerta, y solo una de esos remates fueron entre los tres palos. Un total de 25 despejes y 21 faltas cometidas también reflejan su juego en este partido. Pese a ello, la posesión del balón al final del partido fue para los italianos con un 21,8% frente al 48,2% de Irlanda.
Veremos si en el partido de octavos también salen con esta mentalidad defensiva y regalan el balón a un equipo como España que su mayor peligro es, precisamente, ése. Los de Del Bosque disfrutan con la pelota pero los de Conte saben defender como nadie.
Mapa de calor