Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los momentos clave de 'La Duquesa' (Parte 1)

Los primeros años de 'Tana'
La serie comienza con el nacimiento de Cayetana el 28 de Marzo de 1926 , siendo ésta muy bien acogida por su padre a pesar de la expectación de la familia por la llegada del décimoctavo Duque de Alba, que resultó ser duquesa.
Durante su infacia, queda patente la rigidez y mano dura que rigen la casa de Alba, al frente de un padre que se queda viudo prematuramente tras la trágica muerte de la madre de 'Tana', como era llamada cariñosamente, afectada de tuberculosis. En 1936, padre e hija se ven obligados a marcharse al exilio, a Londres, ante la inminente Guerra Civil que asolaba a España. Años después, la duquesa regresará hecha ya una mujercita, llena de sueños y ambiciones.
Pepe Luis Vázquez, un amor imposible
Después de haber vivido la mitad de su vida en Inglaterra, Cayetana mostrará su apego por las costumbres españolas, sobre todo, por la celebración de la Semana Santa y las corridas de toros. Es precisamente en el ruedo donde conoce a su primer gran amor, el torero Pepe Luis Vázquez, con quien vive un efímero romance impedido por la negativa de su padre. Cayetana llega a confesarle a su niñera de toda la vida que ama al torero, con quien protagoniza sólo una escena de amor antes de que el Duque intervenga en pro del futuro de la familia.
Su boda con Luis Martínez de Irujo
Es el propio padre de Cayetana quien le presenta al que será su futuro marido, Luis Martínez de Irujo, después de que éste mostrara abiertamente su interés por la belleza de la joven. La boda se arregla rápidamente y es aquí cuando llega el momento más intenso y torpe de toda la serie: en la noche de bodas, una tímida pareja queno sabe cómo comportarse a la hora de culminar el matrimonio.
La relación entre ambos estará llena de altibajos, sobre todo por el carácter de Cayetana, quien no dejará de mostrarse cercana al pueblo y a sus costumbres, como lo había hecho siempre. Esto no es aprobado por su marido, al considerar que no es propio de su linaje el no comportarse como una verdadera dama. La duquesa se va sientiendo cada vez más encerrada en un mundo que no ha podido elegir y en el que, pincipalmente, cumple con su papel como mujer: fruto del matrimonio, Cayetana es madre de seis hijos.
La sombra de la muerte
Además de haber perdido a su madre cuando era pequeña, dos muertes más tendrán lugar en esta primera parte de su vida. Una vez casada y con hijos, Cayetana presencia la muerte de su propio padre. Sin embargo, esta tragedia no será la única que vivirá la duquesa durante su vida de casada; una noche, Luis se cae al suelo a causa de una grave enfermedad que la familia aún no conoce: leucemia. Así da comienzo la segunda etapa de la biografía de Cayetana de Alba, que podremos ver en la próxima entrega.