El G-20 antepone el crecimiento a la austeridad ante una recuperación "muy débil"