Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros con fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada (recopilan datos sobre tus gustos y perfil).

Si continúas navegando por el sitio, estás aceptando su uso.

Puedes rechazar la utilización de cookies u obtener más información al respecto en nuestra Política de Cookies

A través de cualquiera de las páginas webs del Grupo tiene la opción de personalizar las cookies tal y como desee.

Las enfermeras de EEUU cargan contra los CDC por permitir a los vacunados no llevar mascarillas

  • El sindicato de enfermería acusa a los CDC de no basarse en la ciencia

  • Los vacunados contra el COVID en EEUU se libran de la mascarilla

  • Cada día mueren 600 personas de coronavirus en EEUU

El sindicato más numeroso de EEUU de enfermería ha hecho público su malestar con las últimas recomendaciones de los CDC, que avala que las personas vacunadas contra el covid no lleven mascarillas en la mayoría de entornos. "Ahora no es el momento de relajar las medidas de protección, y estamos indignados de que los CDC hayan hecho precisamente eso mientras todavía estamos en medio de la pandemia más mortífera en un siglo", han asegurado las enfermeras.

National Nurses United ha condenado a los CDC (Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades) por su nueva guía que dice que las personas vacunadas no tienen que usar mascarillas y ha pedido una reversión. "Esta nueva guía de los CDC no se basa en la ciencia, no protege la salud pública y amenaza la vida de los pacientes, enfermeras y otros trabajadores de primera línea en todo el país", ha afirmado la directora ejecutiva de National Nurses United, Bonnie Castillo, en un comunicado.

"Ahora no es el momento de relajar las medidas de protección, y estamos indignados de que los CDC hayan hecho precisamente eso mientras todavía estamos en medio de la pandemia más mortífera en un siglo", reza el comunicado del sindicato.

La nueva indicación, anunciada incluso por el presidente Joe Biden, afectará desproporcionadamente a las personas de color, sostiene el sindicato, como ha pasado –dice- con la vacunación. "Ha habido tanta inequidad en el despliegue de vacunas y la inequidad racial en quién es un trabajador de primera línea que esta guía le pone en mayor riesgo. El impacto de la actualización de la guía de los CDC será sentido desproporcionadamente por los trabajadores de color y sus familias y comunidades", ha afirmado el presidente de la NNU, Zenei Triunfo-Cortez, según informa slate.com.

Aunque la vacunación es importante, no es lo único necesario para controlar la propagación del covid. Para Castillo, quitar la mascarilla es un “gran golpe a nuestros esfuerzos para enfrentar este virus y la pandemia. La máscara es otra capa de protección para los trabajadores que salvan vidas”.

Jean Ross, quien también es presidente de la NNU, cree que "si los CDC hubieran reconocido plenamente lo que dice la ciencia sobre cómo se transmite este virus mortal, esta nueva guía nunca se habría emitido".

El sindicato, que representa a unas 170.000 enfermeras en todo Estados Unidos, señala que diariamente se detectan más de 35.000 nuevas infecciones covid-19, más de 600 personas mueren. Además, desde el sindicato llaman la atención sobre la cada vez mayor preocupación por las variantes "más transmisibles, más letales y tal vez resistentes a las vacunas".

El recuento de infectados en EEUU, a debate

El sindicato también es contrario al nuevo sistema de recuento de infecciones de covid. Los CDC han decidido dejar de contabilizar las infecciones de las personas vacunadas, salvo que necesiten hospitalización o fallezcan.

Esa información es necesaria "para entender si las vacunas previenen infecciones asintomáticas/leves, cuánto tiempo puede durar la protección de la vacuna y para entender cómo las variantes afectan la protección de las vacunas", ha explicado el sindicato.

Las recomendaciones sobre las mascarillas

Los CDC dieron la semana pasada nuevas recomendaciones y permiten que las personas vacunadas vayan sin mascarilla en la mayoría de los entornos.

Según los CDC pocas personas vacunadas se infectan y las vacunas son eficaces contra todas las variantes que hay en EEUU actualmente. La recomendación de no usar mascarilla si estás vacunado no se extiende en los centros sanitarios, ni transporte público. En los colegios y universidades las mascarillas son obligatorias hasta final de curso al menos.