Italia impone hoy el pase verde para acceder a la hostelería y, a partir de septiembre, en educación y transporte