El primer Gobierno de coalición desde el 78 promete ante el rey