Fiama reaparece con un cerdo enorme tatuado en el brazo