Isabel Jiménez, periodista y almeriense, nos explica por qué los invernaderos europeos son un ejemplo de eficiencia para todo el mundo