Omar y Carlos Alba ganan un gigantesco bocadillo de calamares en la prueba de recompensa