Melyssa y Marta, dos reacciones muy diferentes ante la salvación de Tom